Por Alexis Kold

Las aceleradoras son ahora una parte integral del ecosistema de startups. Para algunos, sobre todo para fundadores primerizos, se están convirtiendo de alguna manera en una casilla de verificación: necesitan pasar por un acelerador. Los emprendedores en serie, por regla general, dirán que no necesitan pasar por ello porque ya saben qué hacer.

Algunos dicen que las aceleradoras sólo son buenos para las empresas que aún no han recaudado financiación. Argumentan que si la empresa ha obtenido capital, entonces es demasiado para un acelerador y no se beneficiarían de ello.

Mi opinión es diferente, nada de lo anterior es una verdad universal. Tenemos un montón de éxito en TechStars con empresas que levantaron financiación, y hay un montón de emprendedoras en serie que han pasado por el programa. Cada vez más, vemos compañías en etapa de ajuste que ya han alcanzado el producto idóneo para el mercado y que realmente se aceleran al pasar por TechStars.

He aquí un desglose de por qué debes unirte a un aceleradora:

1. Buscas mentores y feedback

Una tutoría de calidad es el ingrediente secreto que hay detrás de una gran aceleradora. Los ejecutivos e inversores que comparten una experiencia mútua te conectan con una red, te proporcionan información y orientación, y eso es algo que realmente puede acelerar tu negocio.

Muy a menudo, el enfoque es el negocio en sí mismo: ¿es éste el producto adecuado para el mercado? ¿cómo puedo lograr crecimiento? ¿cuál es el modelo de ingresos? ¿es esto un gran negocio? ¿este proyecto empresarial es financiable?

Tienes que querer tener un mentor y buscar feedback. Si no crees que otras personas puedan añadir valor a tu empresa, o proporcionarte un buen feedback, entonces, probablemente una aceleradora no sea una de las mejores opciones para ti.

2. Crees que tu idea es un negocio real

Crees que tienes una buena idea y, potencialmente, un gran negocio y deseas acelerar el descubrimiento sobre si esto es cierto o no. Vas a hacer eso por medio de un montón de pruebas: obtener feedback de los clientes, hablar con los mentores y personal de aceleración, y lo más importante, mediante el establecimiento de metas y la medición de tu progreso.

Vas a hacer todo esto con el objetivo de encontrar el mercado del producto y luego pisar el acelerador para conseguir el crecimiento y prepararte para la financiación. Es decir, se comprime lo que sucede normalmente durante mucho más tiempo en periodos más pequeños como días y semanas. Esencialmente, te obligas tanto a ti como a tu empresa a través de este proceso, y es una gran forma de hacerlo.

3. Estás buscando la aceleración de tu negocio

Si ya dispones de tracción y un producto que se ajuste a tu mercado, puedes beneficiarte de la simplificación del negocio. TechStars, en particular, es conocido por su gran red en todo el mundo que puede conectar tu negocio con clientes potenciales en cuestión de horas.

Mediante el aprovechamiento de la red, acortas el proceso de desarrollo de negocios y aceleras rápidamente el proceso. Si tu producto es grande, puedes conseguir conversiones de usuarios en clientes y aumentar tus ingresos en cuestión de semanas y meses, mientras que un proceso normal te llevaría meses o incluso años.

4. Te estás preparando para la financiación

Tanto si eres fundadora primeriza como veterana, recaudar dinero nunca es fácil. Una buena aceleradora te prepararía para la financiación, no sólo por la presentación de los inversores, esa es la parte fácil, sino por el hecho de trabajar contigo para ayudarte a determinar si tienes un negocio interesante, saludable y defendible.

Vas a trabajar a través de las preguntas que los inversores te hagan: ¿cuál es el valor? ¿Quiénes son los clientes? ¿Cómo es la tracción y el crecimiento? ¿Cómo es la competencia? ¿Cuál es la oportunidad de mercado? ¿Cuáles son los gastos y las proyecciones de ingresos? ¿Cuál es el plan de contratación? ¿Cómo se ve este negocio a escala? Todas estas y muchas más preguntas servirán para que estés preparada para obtener financiación.

5. Conectaste bien con el Director Gerente y el grupo de aceleración

Ten claro que las aceleradoras son también personas. ¿Te gustan el Director y el grupo de aceleración? Si no, ¿cómo vais a pasar más de tres meses juntos?

Cada VC te dirá lo importante que es la unión entre el CEO y el VC. Esto se debe a que trabajan juntos en la sala de juntas durante años. Ahora vamos a hacer los cálculos. Si haces una reunión de  junta cada 6 semanas durante 5 años, eso supone 43 días de reuniones. Supón que pasáis otros 43 días juntos durante otros 5 años, eso supondría 86 días ni siquiera completos, aún menos que el tiempo que pasarías con el Director Gerente y el grupo de aceleración.

Asegúrate de conocer y gustar a la gente que trabajará contigo.

6. Tienes claro el valor

Al igual que no todas las universidades, institutos y colegios son iguales, no hay dos aceleradoras iguales. Digamos que no son ni buenas ni malas, simplemente diferentes. Pero, ¿cómo de diferentes? Bueno, ahí está el quid de la cuestión, y es algo que tienes que descubrir.

Lo último que quieres es pensar que vas a conseguir algo y luego verte sin ello. Tienes que ser directa y específica. Sea lo que sea lo que estés buscando, pregunta en una entrevista: “¿conseguiré X con tu aceleración?

Recuerda que cualquier entrevista es una calle de dos salidas. Y si la aceleradora no está dispuesto a responder a tus preguntas durante la entrevista, quizás es que no es la idóneo para ti.

7. Entiendes los términos de la oferta

La parte transaccional de ir a la aceleradora es muy importante también. ¿Cuáles son las condiciones? ¿Qué vas a obtener y qué vas a perder? ¿Cuánto dinero vas a conseguir? ¿Van a tomar equity (participación) de tu empresa o adquirirás una deuda? ¿A qué porcentaje de tu empresa estás renunciando? ¿Son acciones ordinarias o preferentes? ¿Qué derechos tienen las acciones preferentes?

Si la aceleradora no toma equity alguna, está bien, pero crea una relación más laxa. Por otro lado, algunas aceleradoras piden demasiado capital, y luego lo piden con más fuerza para financiar aún más el negocio. Algunas  piden acciones preferentes de manera agresiva, incluyendo una clase mayor de términos bursátiles y de control. Así no es cómo funciona el mercado en realidad, pero es posible que decidas estar de acuerdo con eso. El punto clave es entender lo que estás recibiendo y a lo que estás renunciando.

8. Disfrutas del ambiente intenso y de la competición

Los entornos en los que se mueven las aceleradoras suelen ser muy intensos. Al menos en TechStars, las empresas realmente lo hacen más rápido y es increíble todo lo que son capaces de lograr en un periodo corto de tiempo. Si la aceleradora es relajada, entonces no es probable que te aceleres. Entérate bien de esto antes de inscribirte. Quieres un ambiente súper intenso, de ritmo rápido, que pueda impulsar tu empresa.

Y tienes que querer pasar por esta experiencia con otras startups; así podréis aprender muchísimo los unos de los otros y también podréis competir de forma natural. ¿Quién hizo el mayor progreso esta semana? ¿Quién consiguió el mayor cliente? ¿Quién tiene la mayoría de los usuarios? ¿Quién tiene al mejor en el terreno de juego? Es un gran entorno competitivo natural, pero también es el lugar idóneo para conseguir amigos y socios para toda la vida. No hay nada que vincule a los fundadores como compartir aceleradora.

9. Las antiguas alumnas dicen que es IMPRESIONANTE

Haz los deberes. Habla con antiguas alumnas. ¿Disfrutan de la experiencia? Si todos ellos dicen que sí, pregunta qué es lo que han sacado de ella y por qué piensan que es útil para los negocios.

Si la mayoría de los antiguos alumnos dicen que no ha sido una gran experiencia, quizás puedas ahorrarte tiempo y encontrar una aceleradora mejor.

10. Algunas de las razones por las que no deberías unirte a una acelerador

  • Estás buscando financiación inmediata. Las mejores aceleradoras te dan alrededor de 100 dólares, y aunque no es una cantidad insignificante de dinero, no debe ser la única razón por la que recurras a un proceso de aceleración. Es como tomar un trabajo que te gusta simplemente para recibir algo de sueldo, está bien hacerlo, pero lo más probable es que no te haga feliz.
  • Estás pensando en ser aceptada en cualquier aceleradora. No es una buena idea por todas las razones de las que hemos hablado anteriormente. Cualquiera aceleradora no te ayudará a acelerar el negocio. Sé deliberada, intenta saber el por qué y no te conformes.
  • Estás buscando co-fundadores. No estás buscando en el sitio adecuado. Es muy probable que estés perdiendo la oportunidad a no ser que tengas un equipo previamente formado. Por supuesto, las cosas pasan, los equipos se deshacen, y luego intentas lidiar con ello, pero hay una diferencia entre recurrir deliberadamente a una aceleradora a encontrar un co-fundador.
  • Estás buscando espacio libre y cerveza gratis. Una vez más, no es una gran idea. No maximizarás el valor del programa sin tener un conjunto específico de metas y objetivos.

Nota de la editrora: también te interesará leer «12 preguntas que deberías hacerte antes de unirte a una aceleradora de startups«

Sobre Ellas²: Ellas² es una plataforma independiente y sin ánimo de lucro fundada en 2009 que tiene como objetivo apoyar e incrementar el número de emprendimientos de base tecnológica puestos en marcha por mujeres en comunidades de habla hispana. Conectamos a emprendedoras con emprendedoras y a emprendedoras con recursos para potenciar el éxito de sus negocios. Nos sustentamos a través de donaciones de nuestros miembros premium. Si eres una persona emprendedora en tecnología y quieres formar parte y ayudar a sostener este movimiento, consulta los beneficios que puedes obtener a cambio de tu cuota anual de miembro aquí. Si quieres mantenerte informada sobre nuestras iniciativas,suscríbete a nuestra newsletter aquí. Síguenos en Twitter en @ellas2.

Artículo original en inglés aquí
Artículo publicado originalmente en español en Ellas², (Emprendedoras) x (Tecnología). 
Traducción de María Pérez Escudero